Berenjenas rellenas

Todas las recetas de berenjenas

Tortilla de berenjena

Tortilla de berenjena

La tortilla de patatas es la tortilla más tradicional de nuestro país, pero eso no quiere decir que no haya más tipos de tortillas que estén deliciosas. Este es el caso de la tortilla de berenjenas.

Además, las berenjenas combinan muy bien con otras hortalizas, como los pimientos, tomates o calabacines, con los que se puede elaborar platos muy variados y agradables.

Entre sus propiedades nutricionales destaca que son laxantes, diuréticas y contribuyen a bajar la tensión arterial y el colesterol.

Ingredientes:

  • 1/2 kilo de berenjenas
  • 6-7 huevos M
  • 2-3 chalotas
  • 1 cucharadita de sal
  • 1/2 cucharadita de pimienta negra
  • Aceite de oliva virgen extra

Así se hace la tortilla de berenjenas:

  1. Pela las berenjenas y córtalas en dados no muy pequeños. Pela las chalotas y pícalas finamente.
  2. En una sartén a fuego medio-fuerte, sofríe las berenjenas y las chalotas en un chorrito de aceite de oliva hasta que estén tiernas y bien cocinadas. Vete aplastando los ingredientes al irse ablandando.
  3. Cuando los ingredientes estén bien pochados, los ponemos en un escurridor para que eliminen el aceite sobrante, y dejamos que enfríen un poco antes de juntarlos con los huevos.
  4. Bate los huevos hasta que estén espumosos. Puedes utilizar un tenedor o hacerlo con una batidora. Incorpora la sal y la pimienta negra y vuelve a batir un poco más.
  5. Cuando estén templados, agrega la mezcla de berenjenas y chalotas a los huevos. Mezcla todos los ingredientes hasta que estén perfectamente integrados.
  6. Calienta un chorrito de aceite de oliva virgen extra en una sartén y extiende bien en aceite por toda la base y las paredes. Cuando esté bien caliente, vierte la mezcla de huevos y berenjenas y deja que se cocine durante unos minutos, hasta que veas que se empieza a cuajar.
  7. Después, dale la vuelta a la tortilla con ayuda de una tapa para tortillas y deja que se cocine por el otro lado hasta que empiece a dorarse y esté bien cuajada. Para saber si está cuajada por dentro, puedes pinchar con un tenedor en el centro y ver si sale limpio o no.
  8. Saca la tortilla a un plato y deja que enfríe un poco. Por último, corta la tortilla en cuadrados y sírvela.

Hay quienes prefieren hacer la tortilla en el horno. Para ello tienes que poner la mezcla en un recipiente apto para el horno y hornear a 200 ºC durante 30 minutos o hasta que esté cuajada. Puedes pinchar con un cuchillo o tenedor para asegurarte.

Yo personalmente prefiero hacer la tortilla en la sartén ya que es más rápido.

Otros prefieren la tortilla no tan cuajada, con el huevo colgando, como se suele decir. Si es tu caso, deja menos la tortilla al fuego o al calor para que no se cuaje tanto.